El ayuntamiento  quiere impulsar nuevas medidas para promover el emprendimiento en el municipio, facilitando así la puesta en marcha de nuevos negocios y la apertura de locales comerciales y de ocio. En este sentido, la alcaldesa, Sara Hernández, junto a la concejala de Desarrollo Económico, Nieves Sevilla, y el concejal de Urbanismo, Jorge Rodríguez, han mantenido una reunión con las asociaciones de empresarios ACOEG y AJE. El objetivo es agilizar el otorgamiento de licencias de actividades productivas en el casco urbano, con el objetivo de facilitar la ocupación de locales vacíos en edificios ya construidos o el cambio de negocio.

Los representantes de AJE y ACOEG se han mostrado muy favorables a estas nuevas iniciativas y han acordado poner en marcha grupos de trabajo entre sus asociados para estudiarlas y hacer sus aportaciones en una próxima reunión.

Estas medidas que actualizan las normas urbanísticas del Plan General de Ordenación Urbana, a las necesidades de los emprendedores y empresarios, no afectan a los locales en edificios de nueva construcción, por estar ya adecuados a las exigencias de la normativa urbanística. Por ejemplo en el caso de los locales en edificios ya construidos, se quiere adaptar las exigencias sobre las alturas libres mínimas exigidas para instalar oficinas, locales comerciales, bares o restaurantes.

También en cuanto a las distancias mínimas entre bares y restaurantes, se estudia suprimir la limitación entre estos locales y la fijación de un porcentaje máximo de ocupación por manzana, siempre que su impacto ambiental sea asumible y no afecte a la convivencia.

Publicidad